martes, 17 de abril de 2012

"El asesino hipocondríaco", de Juan Jacinto Muñoz Rengel


Plaza & Janés 
Publicación 2012

Sinopsis:


El señor Y. es un asesino profesional. Hoy debe llevar a cabo su último encargo. Pero ignora si podrá conseguirlo, ya que sabe que no tiene por delante más de un día de vida. La verdad es que el misterioso asesino a sueldo que se conoce como M.Y. lleva años muriéndose, desde el mismo momento en que llegó al mundo. Son tantas las enfermedades que lo acechan que cualquiera podría considerarlo un milagro médico.
Ahora, siguiendo las indicaciones de un cliente secreto que se mantiene en la sombra, debe asesinar al escurridizo Eduardo Blaisten antes de que le asalte una apoplejía terminal o una úlcera gangrenosa o un empeoramiento de su Síndrome de Espasmo Profesional…
Debido a su incomprensible mala suerte, uno tras otro se frustrarán todos sus intentos de asesinato. A lo largo de la novela, se establece una mágica conexión entre sus propias desgracias y los grandes males físicos, psicológicos e imaginarios, que torturaron a Poe, Proust, Voltaire, Tolstói, Molière, Kant y al resto de los hipocondríacos ilustres de la historia de la literatura y el pensamiento.

...............................................................................................................................................

Muchas críticas y la propia promoción de la novela dicen de ella que es "una inteligente y divertidísima novela que aúna intriga, obsesión, asesinato y amor incondicional por la literatura". Bien, "El asesino hipocondríaco"  es sin duda una novela inteligente, está bien escrita (está claro que su autor domina el oficio) y pretende ser humorística, aunque a mí hacerme reír no es que me haya hecho reír mucho; y es que lo que en un principio me pareció un tema sugerente y un planteamiento interesante a la larga se me hizo un poco pesado. Sinceramente, lo más interesante del libro es a mi parecer el relato de las enfermedades reales e imaginarias de grandes literatos y filósofos del pasado, pero las prolijas descripciones médicas y los múltiples intentos frustrados de cometer el crimen que lleva a cabo el protagonistas me hicieron perder el interés poco a poco.

Es cierto que en la última parte retomé ese interés debido al giro inesperado que dan los acontecimientos, pero el final me dejó completamente insatisfecha, y es que los finales que no son un final me descolocan.

En definitiva, que es un libro que me hubiera parecido estupendo como relato breve, tanto por su temática como por su técnica, pero que me parece innecesariamente alargado. Os dejo un enlace a una crítica que me ha gustado porque expresa mucho mejor que yo esta sensación mía:


Por otra parte, como he dicho al principio, a otras personas les ha encantado el libro,  así que no os dejéis influenciar excesivamente por mi opinión. Aquí tenéis la opinión de Mientrasleo en su blog "Entre montones de libros":



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...